Ciclo del agua

El ciclo del agua

El ciclo del agua o también llamado por algunos, el ciclo hidrológico es el que de acuerdo con la mayoría de los químicos y biólogos del planeta, tiene mayor importancia para los seres vivos. El agua desempeña la tarea de ser el disolvente de diversos compuestos, además recordemos que ésta es la fuente más abundante de hidrógeno con que contamos (elemento fundamental para que se lleve a cabo el proceso de fotosíntesis). Únicamente gracias al ciclo hidrológico es posible contar con el suministro de agua suficiente para vivir, pues de otra forma “el vital líquido” sólo se encontraría disponible en ríos, lagos, mares y océanos.

El agua cumple otra función primordial; constituye el camino por el cual transitan la mayor parte de los nutrientes, por ejemplo:

  • Las sustancias que se encuentran disueltas son llevadas por el agua desde la superficie terrestre hasta el interior, o en ocasiones inclusive son llevadas hasta el mar.
  • Los nutrimentos atmosféricos se depositan en la tierra cuando se produce el fenómeno de precipitación (lluvia).
  • Los nutrientes retenidos en piedras o materiales rocosos son liberados por la acción de la erosión, ya sea producida por el agua misma, o bien por las corrientes de aire. También ocurre la erosión cuando se generan descensos extremos en la temperatura (congelamiento).
  • Las plantas absorben los nutrientes a través de sus raíces.

Las propiedades con las que cuenta el agua la convierten en una sustancia de verdad extraordinaria. Como ya se mencionó, es un disolvente natural, es prácticamente inalterable en su composición química (salvo previo intervención del hombre), sus propiedades químicas la ayudan a convertirse en un estabilizador térmico de la atmósfera.

Para que nos demos una idea de que tan importante es el agua para los seres vivos pongamos como ejemplo el caso de las medusas, en donde este compuesto químico llega a representar en ocasiones el 99% del total de su masa.

Etapas del ciclo hidrológico

  • Evaporación Podemos decir que el ciclo del agua empieza cuando ésta se evapora gracias al calor solar en su principal receptáculo, es decir, el océano. Este enorme “recipiente” llena alrededor del 70% del total de la superficie terrestre con agua salada. Y representa a su vez el 97.5% del total de líquido existente en el planeta. (Más o menos 1300 millones de kilómetros cúbicos). Sin embargo, no toda la fase de evaporación se lleva a cabo en este medio. Los seres vivos, al igual que el deshielo aportan cerca del 10%.
  • Condensación Se calcula que poco más o menos 360000 km3 de agua, regresan a la atmósfera cada año en forma de vapor. Éste al enfriarse forma las nubes.
  • Precipitación Es cuando en las nubes se unen gotas de agua de diferentes densidades, y debido al aumento de peso y a la fuerza de gravedad tienden a descender nuevamente a la superficie. Se estima que cerca de 300000 km3 de agua regresa de manera directa al océano. Las precipitaciones pueden ser de dos tipos: precipitación sólida (nieve o granizo) y precipitación líquida (lluvia). En la atmósfera permanece una cantidad relativamente constante de humedad de alrededor de 15000 km3.
  • Infiltración Sucede cuando el agua llega al suelo y se introduce en él a través de las pequeñas aberturas con las que cuenta, todo ello dependiendo de la dureza de la capa en donde se lleve a cabo este proceso. Una porción de líquido, es devuelta a la atmósfera en forma de vapor, otra parte fluye hacia la superficie a través de manantiales y mantos acuíferos, y finalmente otra porción es extraída por la acción humana, mediante instrumentos mecánicos como son las bombas. Es importante notar que el agua mientras transita su camino de regreso hacia el mar, generalmente se incorpora a diversos organismos vivos, donde ayuda a realizar diversas funciones vitales para su subsistencia.
  • Fusión Ocurre cuando el agua cambia de estado sólido a líquido.
  • Solidificación Se genera al momento de experimentar un descenso de la temperatura, el agua tiende a congelarse. Pasando de ser gotas a convertirse en copos de nieve,

Un dato que no podemos dejar de mencionar, es que únicamente el 0.014% del volumen total de agua de la Tierra está disponible para el consumo de los seres vivos. Aunque el agua parece un recurso inagotable, en realidad no lo es, pues si tomamos en cuenta lo anterior estamos hablando de cerca de 18.2 millones de km3 de agua anualmente, eso sin tomar en cuenta que la población mundial aumenta cada año.

Ciclo del agua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>